ASESORÍA Y CONSULTORIA EN TIENDAS DE DESCUENTO DURO (HARD DISCOUNT)

lunes, julio 14, 2014

Ni centros comerciales, ni tiendas online: ¿de compras por WhatsApp? - Expansión.com



Ni centros comerciales, ni tiendas online: ¿de compras por WhatsApp? - Expansión.com


Ni centros comerciales, ni tiendas online: ¿de compras por WhatsApp?

13.07.2014Sara Huertas0


Comprar cualquier cosa simplemente enviando un mensaje a través de WhatsApp podría ser pronto una realidad. Eso sí, no todo son ventajas si se convierte la app de mensajería en un 'carrito virtual' que pase por la caja rápida a golpe de emoticono.





Fotografía: Dreamstime


Si hay algo que no puede faltar en ningúnsmartphone son las aplicaciones de mensajería. Algunas empresas se han dado ya cuenta del potencial de estas apps y lo han aprovechado para proporcionar un servicio rápido de atención a sus clientes, pero otras creen que también podrían utilizarse como una plataforma de venta más.


De momento, sólo unas pocas se han atrevido con esta última frontera del e-commerce. El caso más reciente es el de la tecnológica Huawei que se ha servido de la popularidad de WeChat en China para vender a través de la herramienta cerca de 550.000 unidades de su nuevo smartphone, el Huawei Honor 6. No se trata de una estrategia innovadora, el fabricante asiático de teléfonos inteligentes low cost Xiaomi ya utilizó el año pasado la misma aplicación para una venta exprés de su modelo Mi-3.


¿Pero qué pasa con WhatsApp? El rey absoluto del mercado de las apps de mensajería puede representar al mismo tiempo un enorme reto y una gran oportunidad para las empresas que se atrevan a vender sus productos a través de él.


Una app para comprar de todoEn este sentido, Pascual Díaz, fundador y consultor de la firma especializada en e-commerce Nubetik, recuerda a EXPANSIÓN que «todavía en España estamos en un punto incipiente en cuanto a maduración digital, pero los estudios prevén una facturación de 1.903 millones de euros en compras realizadas a través de internet para el año 2016» y buena parte de ellas se llevarán a cabo a través de los smartphones. Este es uno de los motivos por los que WhatsApp puede representar una plataforma fantástica para vendedores y clientes.


Otra de las ventajas que ofrece a las tiendas online son sus 500 millones de usuarios. Roberto Palencia, global manager de la consultora Comerkia, señala que puede ser un punto de venta «muy rentable ya que es la puerta de entrada a consumidores de todo el mundo y, aplicando tecnologías de big data o de identificación semántica de las conversaciones, se convierte en un canal de marketing muy potente».


Por su parte, Daniel Vázquez, director de operaciones de la consultora eCommbits especializada en comercio digital, cree que WhatsApp podría ofrecer un servicio «muy similar a lo que eran en su momento los SMS Premium: se enviarían mensajes con coste, pero en vez de descargar tonos o fondos de pantalla serviría para adquirir una gran variedad de productos físicos».


Además, una app de estas características supondría una plataforma homogénea: WhatsApp unificaría todas las tiendas en una, lo que facilitaría las compras a los clientes (que no tendrán que descargar decenas de aplicaciones en sus teléfonos).


La mejor salida al e- commerce para las pymesQuizás las empresas que más beneficios obtendrían de esta ‘transformación’ de WhatsApp en un posible ‘carrito virtual de la compra’ serían las pymes. Las grandes empresas suelen contar con aplicaciones propias que los usuarios pueden descargar en sus teléfonos para trasladar la navegación y la facilidad de compra de la web al formato smartphone. Pero muchas empresas no pueden afrontar los costes de desarrollar estas apps, lo que las situaba en una clara desventaja.


La utilización de WhatsApp como una app de compras actuaría «como un gran democratizador de las oportunidades», señala Palencia. «A partir de ahí el talento de cada una lo hará más o menos eficiente», añade.


Desde eCommbits destacan que «con este tipo de sistemas las pymes pueden luchar cuerpo a cuerpo con los grandes». «Para las Pymes es un canal de comunicación rápido y eficiente siempre que no se sea intrusivo; las pequeñas empresas que ya usan Whatsapp como método de atención al cliente podrían en un corto plazo empezar a utilizarlo ya para ofrecer promociones, descuentos…», añaden.


¿Hackers a la vista?Ahora bien, no todo serían ventajas si finalmente WhatsApp se consolidara como una plataforma de compras vía smartphone. La desconfianza generada por todas las filtraciones de información o los casos de hackers entrometidos, que han logrado encontrar fallos graves de seguridad en la aplicación, puede minar su futuro uso comercial.


Para el fundador de Nubetik, WhatsApp no representa un problema mayor que el de otras appsespecíficamente dedicadas a la compra. «Los datos de muchas de ellas se guardan en la nube, por lo tanto, también tiene sus riesgos pero no más que cualquier web». Por el contrario, Daniel Vázquez, de Comerkia, señala que, al tratarse de un ámbito con menos recorrido que las clásicas webs «los protocolos de seguridad están menos desarrollados».


El riesgo de posibles estafas también planea sobre la app, pero la consultora eCommbits tranquiliza a futuros compradores apuntando que «teniendo en cuenta que llegará a ser un canal controlado por Facebook, ellos se encargarán de que se den los menos casos posibles».


Pagar y cómo pagar, esa es la cuestiónSin duda lo que más puede preocupar a los posibles compradores es qué métodos se utilizarán para pagar lo que se adquiera y la seguridad de los mismos. Las ventas de Huawei y Xiaomi por WeChat se realizaron en una especie de moneda propia que la aplicación está empezando a implantar para comprar emoticonos, juegos, etc. En este sentido desde eCommbits señalan que «Facebook está considerando e incluso preparando sus servicios de pago y, si finalmente se desarrolla un servicio e-commerce, lo natural es que los implanten».


Pero si esto no llegara a suceder, lo lógico sería pagar a través de servicios como Paypal o proporcionando directamente los datos de la tarjeta, algo que no muchos ven con buenos ojos. La consultora Nubetik cree que esta posibilidad no implicaría más riesgo que el pago mediante TPV. «Muchas empresas de sistemas de pagos tienen alojados en la nube sus propios servidores, con certificados y protocolos que aumentan la seguridad, por lo tanto no sería más inseguro que pagar en cualquier tienda online», concluyen.


Notificaciones llenas de spamUn último ‘riesgo’, que traería más quebraderos de cabeza que problemas reales, sería que nuestros teléfonos se llenasen de ‘mensajes basura’. Daniel Vázquez de eCommbits matiza que ya está pasando, como ya ocurrió en su momento con los SMS, pero que «se empezarán, probablemente, a desarrollar métodos de protección, ya que interesa que no sea un medio intrusivo».


Sin embargo, desde Comerkia creen que el spam no será un problema a corto plazo y que el email seguirá siendo el rey del marketing online. «El mensaje corto es más informal, los sistemas de correo tradicional son idóneos para comunicaciones que expliquen los productos o las promociones en detall

No hay comentarios.: