ASESORÍA Y CONSULTORIA EN TIENDAS DE DESCUENTO DURO (HARD DISCOUNT)

miércoles, enero 13, 2016

Principio del Cachorro o Neotenia. Las ciencias naturales al rescate del marketing. – Ese Mercadólogo es un Loquillo

Principio del Cachorro o Neotenia. Las ciencias naturales al rescate del marketing. – Ese Mercadólogo es un Loquillo





Principio del Cachorro o Neotenia. Las ciencias naturales al rescate del marketing.


14 marzo, 2015




Category : Mercadotecnia , Neuromarketing , Publicidad , Ventas

Estudiar mercadotecnia es una maravilla. Cuando comenzamos la carrera y entramos de lleno a éste mundo fascinante de publicidad, promoción, investigación de mercados, comportamiento del consumidor y otras ramas más, terminamos encantados y grandemente satisfechos por la elección de carrera que hemos hecho. En automático, esos años que pasamos en la época de estudiantes de secundaria y preparatoria, repasando la tabla periódica de los elementos químicos, las leyes de la atracción y la clasificación natural de Darwin pasan a lo más recóndito de nuestro cerebro, como conocimientos aislados y fuera del contexto de nuestra amada mercadotecnia.

Nos preocupamos por la administración, la economía y algunas otras disciplinas, complementarias al marketing, y nos olvidamos de las ciencias naturales, e incluso de algunas sociales, como la antropología e historia. Grave error es el que estamos cometiendo, a la luz de la más reciente tendencia de la mercadotecnia.

Hoy más que nunca, el mercadólogo debe estudiar y entender las ciencias naturales, para de esta forma, comprender mejor al conjunto de individuos a los que pretende llegar con sus productos y servicios. Y es que, de acuerdo a algunos estudiosos como Roberto Álvarez del Blanco, Andrés Cisneros o el menos ortodoxo Jürgen Klaric, el uso y aplicación de áreas naturales, como la biología y las neurociencias, son parte fundamental del verdadero entendimiento sobre el comportamiento del consumidor, pues la realidad es que ni él mismo se comprende ni sabe lo que quiere.

Dentro de éste contexto, el día de hoy les compartiré un poco sobre un principio de la biología llamado El Principio del Cachorro o Neotenia. Éste señala, que:


Por naturaleza, la mayoría de los animales, incluido el ser humano, nacemos con la frente y los ojos más grandes, proporcionalmente a nuestro tamaño, lo cual con el paso del tiempo, va desapareciendo hasta alcanzar las dimensiones consideradas dentro de los parámetros de normalidad.

Dicha peculiaridad, provoca que los padres fijen su atención en el pequeño, le cuiden, alimenten, y no se lo coman (en el caso de los animales y uno que otro humano enfermo).



Sólo miren las siguientes imágenes y descubran el atractivo que hay para ustedes.





Este fenómeno biológico, que además de tener efectos de supervivencia en el ser humano, es viable aplicarlo al ámbito publicitario y de marketing en general. La clave son, los ojos grandes y la frente amplia de los modelos o elementos centrales de los anuncios. Ante esta situación, me pregunto ¿será que el éxito de caricaturas como Los Simpson, Dragon Ball y todo el anime tienen una explicación científica? De acuerdo a los autores consultados, sí, aunque desconozco si fue una decisión consciente o inconsciente de sus autores.

.



En el libro “Estamos Ciegos” de Jürgen Klarc, aparece un dato impactante: 85 % de las decisiones que tomamos, son inconscientes. Esto quiere nos da a entender, que en realidad, no sabemos por qué nos gusta tal o cual cosa, al menos no de manera consciente. Lo maravilloso del uso de las neurociencias y otras disciplinas naturales, es que, a través de ellas, es factible comenzar a conocer esos elementos, claves y secretos, que harán más efectivos y rentables los anuncios publicitarios de las agencias.

El concepto del principio del cachorro, es sólo un ejemplo de la importancia que están cobrando este tipo de estudios dentro del ámbito del marketing. Debemos salir de esa ceguera y a veces, aunque nos cueste reconocerlo, del sentimiento ególatra del mercadólogo y no estudiar e informarnos sólo de lo relacionado directamente con nuestra área de desarrollo principal. Sólo así, a través del continuo uso y aplicación de diversos conocimientos científicos, y la amplitud de criterio por parte de los mercadólogos, podremos volver nuestra disciplina, una ciencia en toda la extensión de la palabra, la cual a la fecha, no es posible utilizar como calificativo para el área. El reto está lanzado, para los que quieran empezar a transformar el marketing, colocándose a la cabeza de los retos que el presente siglo nos demanda.

Si tienen comentarios, recomendaciones, peticiones o simplemente saludar, escríbeme a arturo.alcazar@unmercadologoloquillo.com o sígueme en Twitter, @ArturoAlcazarD.


No hay comentarios.: