ASESORÍA Y CONSULTORIA EN TIENDAS DE DESCUENTO DURO (HARD DISCOUNT)

lunes, diciembre 19, 2016

Deseos - Sobre algorismos

Deseos



Por ser una palabra que escuchamos todos los dias, porque nos dominan los algorismos, y aunque no es de la tematica de este Blog, por cultura general considero muy importante compartirlo.


COLUMNISTA

JULIÁN POSADA


PUBLICADO EL 17 DE DICIEMBRE DE 2016



Deseos

De repente en mis redes casi todos pensamos de manera similar, los contradictores se esfuman, algunas personas con las que podía intercambiar opiniones, que en internet no es fácil, hacen muy poca presencia en mi muro, casi todos los días veo a los mismos, el sistema decide qué debo hacer, selecciona mis compatibles y anticipa, según él, mis intereses. Una buena amiga me lo recordaba esta semana: “una de mis más grandes alumnas, que veo poco, es mi detractora profunda, nos hablábamos en Facebook, pero como no se parece a mí, el algoritmo la desapareció”.
No hay nada más perverso que el dichoso algoritmo, porque hace aparecer como ciertas lo que no son más que verdades a medias, nos hace creer que el mundillo en línea es el mundo y que la burbuja que habitamos en la red es lo más parecido a la realidad, es el mismo que elige los amigos, los gustos y las cosas a las que les debo dar like, las que debo desear o comprar y lo hace por mi, el algoritmo es ese que nos hizo pensar a algunos que el plebiscito pasaría, que Trump sería derrotado o que el Brexit era la ilusión de unos cuantos, ese que homogeniza mi página, mis gustos y mis amigos según los “me gusta” concedidos y es el mismo que de manera sutil va eliminando a mis contradictores, el algoritmo pretende hacerme creer que vivo en un mundo ideal, el del universo que él diseña para mí y asume además que ese es mi anhelo.
Dice el doctor Yuval Noah Harari en su libro “Homo Deus”, que “el algoritmo es el concepto más importante en nuestro mundo” y que “el siglo XXI estará dominado por los algoritmos”, pero, qué es un algoritmo. Continúa el doctor Harari, “es un conjunto metódico de pasos que pueden emplearse para hacer cálculos, resolver problemas y alcanzar decisiones... no es un cálculo concreto, sino el método que se sigue cuando se hace el cálculo”, un buen ejemplo sería el de los pasos que uno debe seguir para elaborar una receta, estos suelen ser casi siempre los mismos, lo que cambia son los ingredientes. En los últimos años los biólogos han llegado a la conclusión de que los hombres y las emociones son algoritmos.
El diccionario Oxford eligió ya hace más de un mes “posverdad” como la palabra del año, ella hace referencia más a lo político y “ocurre en situaciones en las que, aunque debiera primar la razón, finalmente se impone la emoción, la creencia o la superstición”. Esos supuestos son los que el algoritmo hace que yo asuma como ciertos, se podría suponer entonces que detrás de la posverdad habita el algoritmo.
En un estado laico, como el nuestro, sería deseable que el algoritmo nos permitiese, como ya lo hace con lo virtual, reconfigurar lo real, para así lograr desaparecer de nuestras redes/vida a los políticos que hacen de su tribuna un púlpito para impartir su dogma, desde ahí bombardean emociones, suposiciones y prejuicios seudocientíficos. Estos modernos inquisidores hacen del miedo y la incertidumbre su bendición. Sé que no es posible reconfigurarlo, lo mío, como la vida misma, son solo deseos

No hay comentarios.: