ASESORÍA Y CONSULTORIA EN TIENDAS DE DESCUENTO DURO (HARD DISCOUNT)

martes, febrero 21, 2017

Nestlé, viene la reestructura | El Financiero

Nestlé, viene la reestructura | El Financiero


Nestlé, viene la reestructura



Una de las reestructuras corporativas más profundas que observaremos este año será la de Nestlé, la empresa suiza de alimentos que el día de ayer dio a conocer que de nueva cuenta no logró alcanzar su meta de crecimiento en ventas netas de hasta 6.0 por ciento. ¿Por qué no pudo?

Por el ambiente deflacionario que sus productos alimentarios enfrentan en varios mercados, y porque las preferencias de los consumidores están cambiando.

Nestlé es una corporación internacional muy importante para México, y aquí el negocio que encabeza Marcelo Melchior sí ha crecido. De hecho, la empresa dijo oficialmente que en 2016 “en México hubo otro año de buen crecimiento, con base en las líneas de productos lácteos, cremas para café, café soluble, Nescafé Dolce Gusto y chocolate”. Este buen desempeño, sin embargo, podría ser un arma de doble filo para Melchior, porque cuando las empresas globales sufren en el nivel global suelen recargarse demasiado en las filiales de países emergentes que sí crecen, presionándolas con metas más ambiciosas a pesar de que las monedas locales sufran por apreciaciones generalizadas de las monedas fuertes —como ha ocurrido con el peso frente al dólar en los dos años recientes.

La reestructura que viene en el nivel corporativo de Nestlé será significativa. La empresa dijo que sus costos asociados a esta reestructura se incrementarán.

Asimismo, su nuevo CEO, Ulf Mark Schneider, aseguró en una entrevista con Dow Jones que no desea que durante los siguientes tres años el desempeño financiero de la firma sea medido con la métrica que originalmente se había autoimpuesto, que implicaba un crecimiento anual de hasta 6.0 por ciento. Ahora crecerá entre 2.0 y 4.0 por ciento. “Estamos en un ‘tiempo fuera’ de aquel modelo”, habría declarado. También dijo que no irían tras adquisiciones de gran calado.

Quizá esto último es una luz para la filial de Nestlé en México. Si a nivel global no irán tras una mega fusión, este es el momento para lanzar propuestas de adquisición de marcas en países como el nuestro, que pudieran generar crecimiento más rápido y potenciar algunas marcas más allá de este mercado. La empresa le dijo a Forbes esta semana que estará invirtiendo 200 millones de pesos este año en nuestro país, pero en proyectos de energía y reducción de consumo de agua. No obstante, hay una cantidad importante de marcas y empresas locales que podrían potenciar el negocio de Nestlé si se pusiera en modo de adquisición. De otra manera la presión para reducir costos e incrementar ventas con un peso mexicano depreciado se volverá inaguantable.

2017 representará para Nestlé México una prueba de estrés, pero nada comparado a lo que vivirá la corporación a nivel global.

No hay comentarios.: