viernes, junio 08, 2018

EL GRAN IMPACTO DE LOS MAYORISTAS EN ARGENTINA

Por EDMUNDO CAVALLI
En un país desquiciado por la inflación endémica, como es la Argentina, los consumidores de bienes masivos de alta rotación hacen alquimias para subsistir. Probaron con los hiper trasnacionales que les prometían “el precio mas bajo siempre” (terminó en una falacia con la llegada de ALDI a EEUU) o “si lo encontrás más barato te devolvemos la diferencia” propuesta generosa de Carrefour que no les ha dado resultado y han vendido todo lo que se podía vender de la empresa en Latino América.
Libertad (grupo Éxito) más dedicado a construir centros comerciales que ha vender productos. Jumbo que no encuentra el rumbo y pasa de “la gran atención” desde la playa de estacionamiento “hasta las cajeras sonrientes” a ser uno más de los hipermercados con honrosas execciones en DISCO. Ahora también probó el formato mayorista. Los consumidores de Jumbo no están acostumbrados al formato. Sigue siendo para ellos “una boutique alimentaria”
DÍA% esta haciendo lo que debe. Precio bajo con servicios acordes.
Control de calidad de marcas propias. Franquicias para expandir.
Packaging de acuerdo con el proveedor.

Se esta preparando para la llegada inminente de OXXO (FEMSA) o las tiendas de descuento duro como D 1 y Justo y Bueno que ya tienen estudios de mercado sobre Argentina.
Y así sigue el resto.
Supermercados Coto y La Anónima crecen ante los errores de las trasnacionales. Como estos son muy frecuentes no hay que apurarse,
ya los cometerán.
Pero hay sector de la distribución de productos de consumo masivo de alta rotación que muy calladamente, con un trabajo muy eficiente y consistente y con algunos elementos de confort edilicios para sus clientes, se han trasformado en el soberano de la distribución: LOS MAYORISTAS. Crecen y crecen. Desde el suburbano bonaerense hacia la provincias. Y ponen en aprietos a un mayorista trasnacional: Makro.
Los mayoristas venden a minorista para revender, a consumidores finales, a HORECA etc. Ahora ya están desarrollado su propia cadena de tiendas minoristas con un sistema de franquicias y gran apoyo de marketing.
Veamos cifras concretas.
La percepción de ahorro de comprar en un mayorista va entre el 15% y el 30% con un margen del 18% para los super trasnacionales, 22% para los nacionales, 24% para autoservicios y 27% para el comercio tradicional. El consumidor ya considera al mayorista como uno más en la cadena de abastecimiento y va más seguido que al supermercado. Esa es la razón por la gran expansión a las provincias.
La razón es el ahorro por el precio. Así de simple.
Así de complejo.
En la facturación global alimentos básicos lidera con más del 25%; luego le siguen con el 14% alimentos no básicos que comparte con artículos de tocador. Muy cercano esta la categoría de limpieza de hogar: 11%.
Y luego vienen bebidas sin alcohol y con alcohol y cosmética.
Es de hacer notar que el sector
electrodomésticos casi no participa.
Algunas curiosidades:
Aceites comestibles lidera las categorías.
Yerba mate y jabón para la ropa son segundos.
El tercer lugar es para bebidas gaseosas.
El cuarto lugar lo comparten: vinos en botella, insecticidas y jugos.
Finalmente papel higiénico esta el quinto lugar.

Pero lo más importante es que la industria trasnacional y la local los consideran como el canal que lidera la venta en Argentina. Desde Molinos que lidera alimentos básicos y no básicos hasta Unilever, Mondelez, Coca Cola o Clorox los tienes en un pedestal.
Perlita para un collar:
Hay algunos mayoristas que no conseguían que las industrias grandes y las PYMES les fabricasen la marca propia. Las grandes ni hablar.
Un mayorista tuvo la idea de comprar empresas industriales grandes y PYMES que no supieron crear presencia de marca con sus productos en los minoristas y los consumidores. El mayorista si lo había logrado.
Es todo por ahora.
Dr. Edmundo Cavalli
Buenos Aires, 17 de enero 2018

direccion@cavallibureau.com.ar
Publicar un comentario