lunes, agosto 06, 2018

COLOMBIA -Con-sumo optimismo

Fuente: Portafolio.co

Con-sumo optimismo

Con la nueva coyuntura, la recuperación de la economía colombiana luce en forma de W.



Consumo

ECONOMÍA POR: PORTAFOLIO

AGOSTO 5 DE 2018 6:37 P.M.


A pesar de un rebote de 100% en el precio de petróleo en el último año –uno de los barriles de petróleo hoy más caros de la historia medido en pesos colombianos–, 16 meses después del inicio de la política monetaria expansiva más fuerte desde la crisis del 2009 y la confianza del consumidor alcanzando niveles previos a la crisis petrolera, es bastante particular que las encuestas en Colombia continúen pronosticando una débil recuperación, con una estimación de crecimiento 2018 y 2019 de 2,5% y 3,1%, apenas un poco mejor que el 1,8% registrado el año pasado.

Esto, en contravía de las proyecciones del Gobierno y del Banco de la República, quienes se han plantado en un PIB de 2,7% y 3,4% (o más), para el mismo periodo.

ANALIZANDO A LOS ANALISTAS

Primero que todo, si terminamos creciendo lo que dice el Gobierno o más, no será la primera vez que un movimiento fuerte en el petróleo, dólar, inflación y tasas de intervención deja pegados a nuestros modelos, especialmente mucho tiempo después de que el choque ha terminado.

En marzo del 2010, después de 16 meses de un ciclo de reducción en tasas de 700 puntos básicos (pbs) y de un rebote de petróleo de US$30 a los US$80 por barril, las encuestas también mostraban una recuperación menor en el PIB del 1,6% del 2009, a 2,25% y 3,06% en 2010 y 2011. El PIB terminó siendo el doble en ambos años.

En la dirección contraria, en marzo del 2016, con el petróleo cayendo de los US$115 a US$40 en solo 12 meses y con dos años de alza en tasas del Banrepública, las encuestas esperaban un PIB por encima de 3,25% en 2017, pero en la realidad fue 1,8%.

Hoy, después de 16 meses de una reducción en tasas de 350 pbs y un rebote de petróleo de US$40 a US$80, nuestros modelos vuelven a sufrir de inelasticidad, previendo tan solo un rebote marginal del PIB del 1,8% al 2,5% y 3,1% en los próximos dos años.

EL SEGUNDO CICLO MÁS EXPANSIVO EN 15 AÑOS

Si bien sigue siendo cierto que a Colombia no le sobra crecimiento en el largo plazo, de lo que estamos hablando es que la economía en el 2018-2019 está siendo estimulada por dos eventos extraordinarios. El primero es la recuperación petrolera. No solo el precio del barril Brent en pesos colombianos está por encima de los 200.000 pesos, algo que en toda la historia colombiana solo se dio en los periodos 2005-2007 y 2011-2013, ambos de crecimientos bien por encima del 4,0%.

Además, rebotes de 100% en el barril en un periodo menor a dos años, es algo que ya vivimos en 1999-2000, donde la recuperación fue de -4,2% a 2,9%, en 2003-2006 de 3,9% a 6,9% y después de la crisis global 2009-2011, en que el rebote fue de 1,6% a 6,6%.
Igualmente importante es el papel de la política monetaria. A la economía del 2018 le está impactando el ciclo de reducción de tasas del Emisor de 350 pbs iniciado hace 16 meses. El segundo ciclo más expansivo desde el 2009.

CONSUMO MATÓ DESCONFIANZA

De la relación entre tasas y economía sabemos varias cosas. La primera es que el impacto de un movimiento del Banco de la República se puede observar en el consumo (que es el 65% del PIB colombiano) entre 8 y 13 meses después. Esto quiere decir que apenas estamos empezando a sentir los primeros beneficios de las reducciones que iniciaron en diciembre de 2016.

En cuanto a la magnitud de recuperación, los últimos cuatro ciclos de políticas del Emisor han funcionado lo más parecido a un reloj colombiano, con el consumo reaccionando en la misma magnitud que el estímulo del banco central con signo contrario.

Esto quiere decir que la reducción en tasas de 350 pbs del 2016-2017 debería impactar al consumo del 1,0% inicial hasta niveles del 4,0% - 4,5% los próximos 12 meses.

Con la recuperación en el consumo del cuarto trimestre del 2017 al primer trimestre del 2018 de 1,1% a 2,5%, esto implicaría una aceleración bastante fuerte por lo que resta del año.

Sin embargo, no tan diferente como sugiere la encuesta de confianza al consumidor que en junio 2018 registró su tercer mes consecutivo en terreno positivo alcanzando niveles de 15,5%, mucho más rápido que en la fuerte recuperación del 2010 y no vistos hace 39 meses antes de la crisis del petróleo.

LOS PESIMISTAS MÁS OPTIMISTAS

No queremos que se desacostumbren. En este mismo espacio hemos explicado que dada la sincronización con EE.UU., a Colombia le falta superar el fin del segundo ciclo más largo en la historia americana. Tema al que ya varias voces se han unido este año y que nos quitará algunos puntos del PIB cuando suceda.

En este contexto, en Alianza seguimos viendo la recuperación colombiana en forma de W. El 2017 fue el primero de dos pisos, uno generado por el petróleo y el siguiente por la recesión en EE.UU. Y en donde en los años 2018-2019 esperamos una recuperación fuerte con registros de PIB de 3,1% y 3,5% respectivamente, esto antes del último piso de este ciclo.

Felipe Campos Salazar
​Gerente Estrategia e Investigaciones Económicas
Alianza Valores - Alianza Fiduciaria
Publicar un comentario