martes, marzo 27, 2018

La guerra territorial entre Tambo+ y Mass vs el retail tradicional recién comienza

Gestion.pe

La guerra territorial entre Tambo+ y Mass vs el retail tradicional recién comienza

En dos años, los formatos como Tambo+ y Mass han logrado el 11% de participación en el mercado total del retail. Con ello recién estarían iniciando su fase de expansión. ¿Hasta dónde podrían llegar?




Los formatos de descuento están tomando por asalto el retail alrededor del mundo. Y los consumidores son los más felices. (Foto: USI)
MANUEL PATIÑO / 26.03.2018 - 11:49 AM


En solo unos años, la escalada de las tiendas de conveniencia y descuento ha registrado una velocidad trepidante.

Según Kantar Worldpanel, la participación de las tiendas de descuento ( Mass, por ejemplo) en Perú ascendió a 5% en 2016. El año pasado alcanzó 11%, y para el final de 2018, la consultora calcula que llegará a 15%.

A pesar de haber cortado ya una tajada grande de la torta del retail nacional, estos nuevos jugadores aún están lejos de alcanzar su madurez en el mercado, reveló a Gestión.pe Jean Jacques Thiriez, director de A.T. Kearney - Colombia.

En los países en donde ha tenido más penetración han llegado a tener el 60% de share en el total del retail, señaló el también expositor en el Congreso Internacional del Retail.

Y si bien en América Latina aún no llegamos a estos niveles, las cifras lucen bastante alentadoras para el sector, pues recién alcanzaría la madurez con el 35% de participación.

"El formato llega a su madurez cuando tiene un share del 35%. Cuando pasan el 10% entran a la fase de expansión. No sería raro que lleguen a participaciones de 40%", explicó.

Esto no significa el final del retail tradicional, sin embargo. "Es muy difícil que capturen todo el mercado porque ellos mismos han escogido no ofrecer todo lo que el consumidor necesita", añadió.

Es decir, a pesar de la amplia oferta de estas tiendas, siguen siendo especializados en unos productos de la canasta básica.

"Es claro que cada vez el consumidor es menos fiel y reparte su billetera en diferentes opciones", añadió.

Y aquí también reside el talón de Aquiles del formato. "A veces, en la medida que llegan a su madurez, empiezan a querer parecerse a los jugadores tradicionales, a completar las categorías", observó.

El impacto del descuento

Por el momento, todo sigue viento en popa para las tiendas de descuento y conveniencia. El impacto, por otro lado, lo sufrió el canal tradicional.

" Las bodegas son los primeros afectados. Los segundos son los supermercados independientes, que tienen menos músculo para defenderse de estos jugadores. Y los terceros son las grandes cadenas, tipo Wong, Tottus", describió.

Estas últimas son las que cuentan con más herramientas para sobrellevar el embate de los nuevos participantes.

Las bodegas, por su parte, con sus conceptos del retail tradicional,son las más golpeadas.

Curiosamente, mientras unas tiendas hacen malabares para encontrarle un revés a esta historia, otras encuentra nuevas oportunidades.

Por ejemplo, las farmacias y tiendas de cuidado personal. Como sus productos no se venden bien en los canales de conveniencia, y gracias a estas el consumidor ya no va a las grandes superficies a comprarlos, deciden ir a estas droguerías a comprar", añadió.

En general, los formatos especializados encuentran espacio para crecer porque los consumidores se van acostumbrando a no comprar todo en un mismo lugar.

Reacción


Toda acción encuentra una reacción igual en la dirección contraria, estableció Isaac Newton. La respuesta en el sector, sin embargo, es seguir la corriente.

El retail tradicional, primero, trata de acortar la distancia en cuanto a precios, luego resalta los elementos de valor que ofrece al consumidor.

Otra respuesta es enfocarse en categorías en donde los hard discount no tienen tanta presencia, señaló Thiriez, como la de frescos perecederos.

Además, reducir todos los tipos de gastos, desde administrativo hasta logístico. La tecnología también debe servir como un pilar para la supervivencia de estos formatos.

Y estas contraestrategias solo deben responder a la principal técnica de los nuevos formatos: seguir haciéndolo bien.

"Si se mantienen muy firmes en el concepto inicial y son disciplinados en la ejecución, pueden lograr participaciones interesantes", concluyó.
Publicar un comentario